Nacionales

SANTO DOMINGO.– La Primera Sala de la Suprema Corte de Justicia estableci? el criterio de que el reclamo de una suma por medio de una demanda en cobro de pesos y validez de embargo retentivo, sustentado en una factura con comprobante fiscal emanada y suscrita por la oficina de servicios legales como profesionales del derecho, como t?tulo en el ?mbito de las v?as de ejecuci?n, su sola emisi?n no constituye un aval crediticio eficaz si no se encuentra sustentada en el cumplimiento previo de los procedimientos establecidos en la Ley n?m. 302 sobre Honorarios de los Abogados.

En el contexto y alcance de la indicada Sentencia, marcada con el n?m. 0619-2021 de fecha 24 de marzo de 2021, fue rechazado el recurso de casaci?n tras retener, en ejercicio de control de legalidad que le es dable, que la corte de apelaci?n realiz? una correcta aplicaci?n del derecho, al derivar en su razonamiento que los profesionales del derecho demandantes deb?an someterse al marco de la Ley n?m. 302, a fin de obtener la sanci?n del cr?dito adeudado en la forma que consagra la normativa.

Conforme se infiere de la sentencia en cuesti?n, la corte de casaci?n retuvo que “el auto de liquidaci?n del estado de gastos y honorarios es lo que podr?a constituir un t?tulo capaz de sustentar una medida conservatoria, particularmente en el caso concernido que consist?a en un embargo retentivo, situaci?n que no se estila en el caso tratado, puesto que la factura, base de la demanda, solo es un instrumento fiscal sobre la relaci?n del abogado con su cliente, documento emitido por los letrados actuantes sin haber cumplido con los rigores procesales correspondientes”.

La decisi?n fue adoptada por los jueces Pilar Jim?nez Ortiz, quien preside la sala; y los magistrados Justiniano Montero Montero, Samuel Arias Arzeno y Napole?n R. Est?vez Lavandier.