Nacionales

Las brigadas del cabildo se encuentran realizando trabajos para mitigar los posibles efectos adversos ocasionados por las lluvias.

Santo Domingo.- Debido a las lluvias ocasionadas por una vaguada y un sistema frontal que ha puesto en alerta amarilla a ocho provincias, incluyendo el Distrito Nacional, la alcaldesa Carolina Mejía ha activado en sesión permanente el Comité de Prevención, Mitigación y Respuesta ante Desastres (PMR-DN). Esta medida busca proporcionar una respuesta inmediata ante cualquier situación que pueda surgir debido a las condiciones climáticas.

Todas las brigadas del cabildo están actualmente desplegadas realizando trabajos preventivos para mitigar los efectos de las lluvias que se han intensificado debido al activo sistema frontal ubicado al oeste de la isla. Este sistema ha generado incrementos nubosos acompañados de aguaceros moderados a fuertes con tronadas aisladas y ráfagas de viento, especialmente en las provincias del litoral costero caribeño.

La medida de mantener el comité en sesión permanente tiene como objetivo coordinar eficazmente las acciones necesarias para salvaguardar la seguridad y el bienestar de los residentes del Distrito Nacional.

Te recomendamos leer también: El Covid-19, una enfermedad que vino para quedarse

Representantes de organismos como el Cuerpo de Bomberos del Distrito Nacional, las Edes, el Ejército Nacional, la Superintendencia de Electricidad, la Defensa Civil, Fideicomiso Do Sostenible entre otros, trabajan de manera conjunta para implementar medidas preventivas y responder eficientemente a cualquier situación de emergencia.

Carolina Mejía explicó que la activación del comité se basa en información proporcionada por la Onamet y el Centro de Operaciones de Emergencias (COE). La alcaldesa destacó que se están llevando a cabo labores preventivas, incluyendo limpieza de filtrantes e imbornales y trabajos en las cañadas.

“Estamos trabajando junto a todos los que conforman este comité en las medidas preventivas para evitar cualquier situación que pueda ocasionar las lluvias. Todas las brigadas del ayuntamiento se encuentran en las calles realizando la limpieza de filtrantes hasta intervenir en las cañadas y asegurando de que nuestros imbornales estén en buen estado”.

Los trabajos preventivos se llevan a cabo de manera regular para garantizar el adecuado mantenimiento de las infraestructuras. No obstante, en situaciones de lluvias, el cabildo intensifica estos esfuerzos, duplicando la frecuencia de las labores preventivas. La prioridad durante estos períodos es mantener la infraestructura en su totalidad, minimizando los riesgos y preservando la seguridad y bienestar de la comunidad.

La alcaldía y el comité de prevención se mantienen vigilantes y toman las medidas necesarias conforme evoluciona la situación climática.