Deportes

Miguel Andújar.

SANTO DOMINGO .- Miguel Andújar jugó este miércoles su último partido con los Tigres del Licey esta temporada tras vencerse la extensión del permiso por parte de su organización de Grandes Ligas, los Atléticos de Oakland.

Sin embargo, el jardinero se marcha satisfecho por su actuación y por el lugar donde deja al conjunto.

«Estoy agradecido con Dios y luego al Licey por darme la oportunidad, todo el equipo me ha apoyado mucho. Estoy orgulloso de ponerme esta chaqueta, siempre he sido fanático del Licey desde niño. Lo disfrute el máximo… Me siento bien por dónde estamos, cada quién ha hecho su trabajo, por eso somos un equipo», expresó Andújar.

«Desde diciembre estaba supuesto a no jugar más. Pero empujé y pedí permiso extra y hasta hoy me dieron la extensión. Traté lo más que pude, me gustaría seguir jugando pero son cosas que hay que respetar», señaló.

Andújar se marcha siendo el principal candidato al premio Jugador Más Valioso del Round Robin. Tras la jornada número doce de la semifinal, lidera dicha etapa en hits (16), jonrones (4), remolcadas (12), slugging (.638) y OPS (1.030). Además, quedó segundo en anotadas (9) y en promedio de bateo (.340).

Por primera vez en su carrera, Andújar jugó más de 21 partidos en un torneo de Lidom tras sumar 43 encuentros en ambas etapas con los Campeones Nacionales y del Caribe.

El nativo de San Cristóbal finalizó con seis jonrones, 52 hits, 30 remolcadas, 18 anotadas, 11 bases por bolas y solo 13 ponches en 182 apariciones al plato donde posteó un promedio de bateo de .310, porcentaje de embasarse de .352 y un slugging de .464 en 43 partidos en ambas etapas, serie regular y round robin.

El toletero confiesa que extrañará a la fanaticada y a los compañeros, aunque asegura que seguirá teniendo presencia en el Club House de los Tigres.

«La liga ayuda mucho, uno compite cada día con pitchers de diferentes perfiles. Cada vez que tenga la oportunidad jugaré aquí en el país», concluyó.