Globales

Bob Menéndez.

Nueva York.- Un coacusado en el caso de corrupción del senador federal por Nueva Jersey Bob Menéndez se ha declarado este viernes culpable y aceptó cooperar con la Fiscalía y testificará contra el político demócrata.

El empresario José Uribe, acusado de regalar a la esposa del senador, Nadine, un Mercedes descapotable de lujo, se declaró culpable de siete cargos en relación con la investigación de corrupción, entre ellos conspiración para cometer soborno, fraude y obstrucción de la justicia.

El Mercedes podría haber sido una moneda de cambio para supuestos favores del senador.

El acuerdo de declaración de culpabilidad señala que Uribe “revelará completamente y con sinceridad toda la información con respecto a sus actividades y las de otros en relación con todos los asuntos sobre los que la Fiscalía le pregunte».

Menéndez y su esposa -que se han declarado inocentes- han sido acusados de aceptar “cientos de miles de dólares en sobornos” a cambio de “proteger y enriquecer a empresarios y beneficiar al Gobierno de Egipto»; recientemente la Fiscalía los acusó de actuar también en favor de Catar.

También están imputados en el caso, además de Uribe, otros dos empresarios que presuntamente sobornaron a Menéndez- Wael Hana y Fred Daibes, que se han declarado no culpables.

La defensa del político pidió al juez que se desestimen los cargos e indicó que se le debería juzgar en Nueva Jersey, donde supuestamente ocurrieron los hechos, y no en Nueva York. El juicio está previsto para mayo.